Inactivos, casi 12 millones de jóvenes de zonas rurales: FAO

e los 40 millones de jóvenes de entre 15 y 29 años de edad que viven en las zonas rurales de América Latina, casi 12 millones son inactivos y sólo 9.6 millones trabajan en el sector agrícola, la mayoría de estos últimos carecen de un trabajo decente desde el punto de vista de los ingresos y tienen una excesiva carga horaria, expuso la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura en el estudio Juventud rural y empleo decente en América Latina.

En la última década, agregó, ha disminuido el empleo infantil pero también hay una caída de 20 por ciento en los jóvenes ocupados en el sector agrícola y un aumento similar en los ocupados en empleo rural no agrícola.

De acuerdo al estudio, la mayoría de los jóvenes laboralmente inactivos son mujeres. “En las áreas rurales hay una proporción significativa de jóvenes que no estudian ni trabajan, lo que merma su trayectoria laboral y su acceso a la seguridad social; representan el 58 por ciento de los jóvenes inactivos rurales, lo que equivale a 6.7 millones de jóvenes en la región”.

Especificó que de los que trabajan en la agricultura, la mayor parte son hombres y tienen un salario; se estima que el 25 por ciento de la población rural ocupada – incluyendo los 8.2 millones que lo hacen en actividades no agrícolas- tiene seguridad social.

Agregó que la agricultura como actividad principal de la fuente de ingresos de la juventud de la región está cambiando rápidamente, ya que el empleo rural no agrícola se vuelve cada vez más importante. Puntualizó que un tercio de los jóvenes que continúan en las actividades del campo lo hacen como “familiares no remunerados” y además se registró una disminución de 20 por ciento en el número de asalariados agrícolas.

Respecto al trabajo infantil indicó que en América Latina de los 38.4 millones de niños rurales menores de 15 años, más de 2.1 millones trabajan en alguna actividad económica, los cuales junto con los más de 200 mil niños con residencia urbana que trabajan en el sector agrícola representan a más de 60 por ciento del total de los niños “ocupados” en la región.

“Una parte importante del trabajo infantil es invisible porque la mayoría de los niños son trabajadores domésticos –en particular las niñas- o realizan labores familiares no remuneradas en pequeños emprendimientos rurales, agrícolas o de otros sectores económicos. Otros trabajan en empresas grandes o incluso en actividades ilícitas”, expuso el organismo internacional en el estudio.

Ante el panorama, la FAO destacó que erradicar el trabajo infantil todavía es un desafío pendiente en América Latina.

Dirección

  • Calle: Misantla No 11.
  • Colonia: Roma Sur
  • Delegación: Cuauhtémoc
  • México D.F.
  • C.P: 06760
  • Correo: cartacardenistaccc@gmail.com
  • Teléfono: 01 (55) 12.09.09.33