Empresas en México destinan más ganancias a especular que a invertir

Pese a que las empresas instaladas en el país han incrementado sus ganancias desde los años 90, el crecimiento de la inversión en México está por debajo de la media latinoamericana, pues las compañías han preferido destinar más recursos a la especulación financiera que hacia activos reales, lo que ha llevado a la economía a un crecimiento muy bajo, indica un reporte de la Conferencia de Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (Unctad, por sus siglas en inglés).

Uno pensaría que la inversión no crece porque no hay ganancias, pero no, éstas sí han subido, pero lo que se ha roto en el mundo es el nexo entre las utilidades y la inversión productiva, dijo el académico Juan Carlos Moreno Brid, durante la presentación del documento la semana pasada.

Los datos del organismo detallan que en México la proporción de las ganancias que las empresas invierten en el país cayó 9 por ciento en promedio entre 1995 y 2014, pues entre mediados de 1990 y 2002 el sector no financiero invertía 98.2 por ciento de sus ganancias en promedio, mientras para el periodo 2009-2014 sólo invertía 89.2 puntos porcentuales.

Al mismo tiempo la proporción de dividendos respecto de las ganancias subió 6.8 por ciento, al pasar de 28.6 por ciento en el lapso 1995-2002 a 35.4 por ciento entre 2009-2014.

Se ha aumentado la proporción de dividendos distribuidos; lo que no se ha aumentado es la proporción de éstos que no se distribuyen y que se invierten. Inversión pobre lleva a productividad laboral pobre y por ende a un crecimiento muy limitado de la economía en general, señaló Moreno Brid.

El organismo de Naciones Unidas indica que en muchos países en desarrollo los grandes accionistas privados son a menudo las familias ricas, por lo cual la concentración de la propiedad es generalmente más alta que en las naciones ricas.

Agrega que las inversiones de las grandes empresas no están necesariamente limitadas por la disponibilidad de recursos, sino posiblemente por la falta de demanda agregada y los incentivos adecuados para participar en proyectos a largo plazo en los sectores reales.

Además, destaca que las empresas con acceso a los mercados internacionales tienen mayores opciones de inversión de cartera y con la liberalización, pueden buscar rendimientos financieros debido a la diferencia de tasas de interés entre bolsas nacionales y extranjeras.

El resultado es que en momentos en que una hay amplia liquidez, las empresas suelen pedir prestado en el extranjero, no necesariamente para invertir en activos reales, sino a veces para participar en la especulación financiera, puntualizó la Unctad.

Detalló que, según un estudio reciente, las empresas no financieras en 18 economías de mercados emergentes han participado en gran medida en las actividades de carry trade –estrategia en la cual un inversionista vende cierta divisa con tasa de interés relativamente baja y compra otra moneda con rédito más alto– en el periodo de 2000 a 2014.

Participan en el mercado de divisas

“Las empresas llevan a cabo operaciones de carry trade bajo la premisa de que los cambios en el entorno financiero se producirán gradualmente, y que el tipo de cambio será más estable que los diferenciales de tasas de interés. Sin embargo, esta estrategia puede convertirse en una fuente importante de riesgo de dichas empresas si hay cambios bruscos en la paridad”, advirtió el organismo internacional.

Moreno Brid dijo que una de las recomendaciones de Naciones Unidas para todos los países es retomar el papel del Estado en la política de redistribución del ingreso y del mercado laboral.

El Estado tiene que estar orientado a impulsar una distribución más igualitaria, sin ella no es posible repuntar un crecimiento basado en el mercado interno, advirtió.

Otra de las características importantes de la evolución del entorno empresarial en los países en desarrollo, dijo el organismo de la ONU, es el notable incremento de la deuda de las empresas no financieras desde 2010, el cual ha ido creciendo de forma constante durante los pasados 20 años en países como México, Brasil o la India.

El aumento total del valor en dólares de la deuda de las sociedades no financieras de los 13 países en desarrollo analizados en el reporte, ascendía a más de 40 por ciento entre 2010 y 2014, pero la relación entre la deuda corporativa con el producto interno bruto (PIB) también aumentó en muchas economías en desarrollo y emergentes, en particular, después de la crisis financiera global.

 

Biblioteca

Informe de Activdades del compañero Max Agustín Correa Hernández como coordinador del Congreso Agrario Permanente en el periodo de Abril del 2013 a Enero del 2014 y la organización y desarrollo del

Dirección

  • Calle: Misantla No 11.
  • Colonia: Roma Sur
  • Delegación: Cuauhtémoc
  • México D.F.
  • C.P: 06760
  • Correo: cartacardenistaccc@gmail.com
  • Teléfono: 01 (55) 12.09.09.33